jueves, 20 de septiembre de 2018

Música y Cine (La cara oculta) 

En la década de los 80 (aunque en realidad se estrenó en el 78) había un programa musical en Televisión Española que se llamaba Aplauso. Por este programa desfilaron grandes artistas nacionales como Alaska y los Pegamoides, Los Pecos, Coz, Tequila, Barón Rojo, Mecano, Obús, Miguel Bosé, Miguel Ríos, Radio Futura, Victor Manuel etc., que se intercalaban con grandes figuras internacionales de la música como Jackson Five, Abba, Phil Collins, Police, Kiss, Van Halen, Paul Simon, Depeche Mode, Status Quo, Ramones, King Crimson y ACDC entre otros. Lo que era una característica del programa es que todos empleaban la técnica del playback que tantas satisfacciones ha dado a muchos músicos y artistas, ya que los medios televisivos de la época no daban para mucho más.
Pero lo importante en esta historia es que en ese programa aterrizaron ellos, AC/DC con Bon Scott para la primera actuación de la mítica banda en España tan sólo diez días antes de que la voz del rock muriese, así que, al final, resultó ser la última actuación del vocalista. La actuación está fechada el 9 de febrero de 1980 y Bon Scott se marchó definitivamente por la “Autopista al Infierno”  el 19 de febrero del mismo año.
Evidentemente,  la gente del público no era consciente ni lo más mínimo del  momento histórico que estaban viviendo al tener el privilegio de asistir a  esa actuación. Su inimitable voz y estilo, su carisma absoluto y su personalidad hicieron de él el vocalista perfecto de una de las bandas de rock mas importante de todos los tiempos.
Los temas que interpretó la banda en esta histórica actuación fueron:  Beating around the bush; Highway to hell y Touch to much. Os dejo también el link de la actuación completa.

 http://www.rtve.es/alacarta/videos/aplauso/chicos-ac-dc-tocan-plato-aplauso-1980/317139/



martes, 18 de septiembre de 2018

Palmarés Festivales (El cine resumido en premios) 

70 Premios Emmy Temporada 2017-2018


  • Mejor drama: Juego de tronos 
  • Mejor comedia: The Marvelous Mrs. Maisel  
  • Mejor miniserie: El asesinato de Gianni Versace: American Crime Story   
  • Actor protagonista de drama: Matthew Rhys (The Americans)
  • Actriz protagonista de drama: Claire Foy (The Crown)
  • Actor protagonista en comedia: Bill Hader (Barry)
  • Actriz protagonista en comedia: Rachel Brosnahan (The Marvelous Mrs. Maisel) 
  • Actor de reparto en drama: Peter Dinklage (Juego de Tronos)
  • Actriz de reparto en drama: Thandie Newton (Westworld)
  • Actor de reparto en comedia: Henry Winkler (Barry
  • Actriz de reparto en comedia: Alex Borstein (The Marvelous Mrs. Maisel)
  • Actor protagonista de miniserie o película para televisión: Darren Criss (El asesinato de Gianni Versace: American Crime Story)
  • Actriz protagonista de miniserie o película para televisión: Regina King (Seven Seconds)
  • Actriz de reparto de miniserie o película para televisión: Merritt Wever (Godless) 
  • Actor de reparto de miniserie o película para televisión: Jeff Daniels (Godless) 
  • Mejor programa de sketches: Saturday Night Live
  • Mejor programa de variedades: Last Week Tonight with John Oliver
  • Mejor dirección de comedia: Amy Sherman-Palladino, por The Marvelous Mrs. Maisel
  • Mejor dirección de drama: Stephen Daldry, por The Crown  
  • Mejor dirección de miniserie o película para televisión: Ryan Murphy, por El asesinato de Gianni Versace  
  • Mejor guion de drama: Joel Fields y Joe Weisberg, por The Americans  
  • Mejor guion de comedia: Amy Sherman-Palladino, The Marvelous Mrs. Maisel
  • Mejor guion de miniserie o película para televisión: William Bridges y Charlie Brooker, por USS Callister (Black Mirror)  

domingo, 16 de septiembre de 2018

Documentales (La realidad en imágenes) 

History of the Eagles es un documental de tres horas de duración dirigido por Alison Ellwood y coproducido por Alex Gibney. Estrenado en 2013 y autorizado por la banda estadounidense, está dividido en dos partes y recoge la carrera del grupo estadounidense. Después de proyectarse en enero el Festival de Cine de Sundance de ese mismo año, en febrero se emitió en Showtime y en abril se lanzó en formato DVD y Blu-ray con un tercer disco con ocho canciones de la actuación de la banda en el Capital Center en marzo de 1977. Una gira de conciertos con el mismo nombre tuvo lugar entre 2013 y 2015, visitando América del Norte, Europa y Oceanía
El manager de los Eagles, Irving Azoff, tuvo la idea de publicar una historia oficial en 2011 cuando los Eagles celebrarían su 40º aniversario. Glenn Frey eligió a Alex Gibney después de ver algún trabajo que había sido nominado para el Premio de la Academia al mejor documental, y Gibney luego trajo a Ellwood para dirigir y codirigir. Según Frey, la banda había hecho algunas sugerencias al equipo de producción, pero en general la directora y el productor tuvieron bastante autonomía en la realización de la película.
El documental dedica la mayor parte de su cobertura a la década de 1970, cuando se produjeron la mayoría de los éxitos de la banda, pero continúa durante la pausa de 14 años (1980-1994) cuando Frey y Henley tuvieron exitosas carreras en solitario, su reunión en 1994 y hasta el presente. Hay abundante material de archivo del grupo ensayando y actuando y el espectador se sumerge en el período de creación de muchos de sus éxitos. 
Este documental es una historia sincera, quizás incluso brutalmente honesta, sobre una de las bandas de rock mas importantes de la historia de la música.

 

jueves, 13 de septiembre de 2018

Películas (Una mirada diferente al cine) 

Frío, pobreza y soledad encontramos en Frozen River (Río Helado), una película de cine independiente americano estrenada en el año 2008 y que llega avalada con multitud de premios y con la nominación al Óscar a la mejor actriz principal y mejor guión original.
Es el primer largometraje de la directora norteamericana Courtney Hunt que también es la guionista de la cinta y se rodó a temperaturas bajo cero en la localidad de Plattsburgh, Nueva York, en marzo de 2007.
Ray Eddy (Melissa Leo) está a punto de comprar la casa de sus sueños para su familia. Pero cuando su marido, amante del juego, se larga con el dinero, Ray se queda sola con sus hijos y completamente arruinada. Mientras intenta dar con su marido, conoce a Lila Littlewolf (Misty Upham), una joven india mohawk que le propone un plan para conseguir dinero fácil. El riesgo es elevado: se trata de introducir inmigrantes clandestinos a través del helado río San Lorenzo, con patrullas fronterizas en ambas orillas. Ray y Lila se darán cuenta de que trasladar inmigrantes tiene su precio. 
Entre la multitud de galardones que obtuvo este film, destaca el premio a la mejor película del Festival de Soundance y el premio a la mejor actriz Melissa Leo (21 gramos, The Fighter) en el Festival de San Sebastián.
Ese río helado que está a punto de resquebrajarse y devorar todo lo que tenga a su alrededor es una de las metáforas más bellas y crueles del cine independiente norteamericano de los últimos años.


domingo, 9 de septiembre de 2018

Palmarés Festivales (El cine resumido en premios)

Palmarés Festival de Venecia (La Mostra) 2018

Sección oficial
  • León de Oro: Roma de Alfonso Cuarón
  • Gran premio del jurado: La favorita de Yorgos Lanthimos
  • Premio especial: The Nightingale de Jennifer Kent
  • Mejor dirección: Jacques Audiard por The Sisters Brothers
  • Copa Volpi. Mejor actor: Willem Dafoe por The Eternity’s Gate
  • Copa Volpi. Mejor actriz: Olivia Colman por La favorita
  • Mejor guión: The Ballad of Buster Scruggs de Joel y Ethan Coen
  • Premio Marcello Mastroianni al mejor intérprete emergente: Baykali Ganambarr por The Nightingale
  • Premio Luigi de Laurentiis: The Day I Lost My Shadow de Soudale Kaadan
Horizontes
  • Mejor película: Kraben Rahu de Phuttiphong Aroonpheng
  • Premio especial del jurado: Anons de Mahmut Fazil Coskun
  • Mejor dirección: Emir Baigazin por Ozen
  • Mejor actor: Kais Nashif por Tel Aviv on Fire
  • Mejor actriz: Natalia Kudryashova por The Man Who Surprised Everyone
  • Mejor guión: Jinpa de Pema Tseden
  • Mejor cortometraje: Kado de Aditya Ahmad
Premios de Venecia clásica
  • Mejor documental sobre el cine: The Great Buster: A Celebration de Peter Bogdanovich
  • Mejor restauración: La notte di San Lorenzo de Paolo y Vittorio Taviani
Venecia realidad virtual
  • Mejor película: L’Île des morts de Benjamin Nuel
  • Mejor experiencia de realidad virtual: Buddy VR de Chuck Chae
  • Mejor trabajo de historia inmersiva: Spheres de Eliza McNitt
Premios paralelos
  • Premios FIPRESCI de la crítica: Sección oficial: Atardecer de László Nemes.
  • Horizontes y secciones paralelas: Still Recording de Saeed Al Batal y Giath Ayoub
  • Premios SIGNIS: Roma de Alfonso Cuarón. Mención especial: 22 de julio de Paul Greengrass
  • Premio del público de la semana de la crítica: Still Recording de Saeed Al Batal y Giath Ayoub

viernes, 7 de septiembre de 2018

Noticias (Reseteando la actualidad) 

En The Last Movie Star, una de sus últimas apariciones en las pantallas, Burt Reynolds encarnaba a una ex-estrella en horas bajas, un macho alfa que medio siglo antes había reinado en la taquilla y en los corazones de todo el mundo. Ese actor recibía el homenaje de una panda de freakies que le recordaban que aunque su cine y su comportamiento fueran de otro siglo aún hay gente que disfruta de un guiño a destiempo, de una broma censurable por la corrección política y de un pecho peludo. Reynolds se estaba interpretando a sí mismo incluso cuando recordaba que durante cinco años consecutivos, de 1978 a 1982, sus películas fueron las más taquilleras. O que en octubre de 1979 se convirtió en el segundo hombre en aparecer desnudo en la portada de Playboy (ya se había desnudado en 1972 en Cosmopolitan). Y aunque quedará leyenda –Reynolds nunca ganó el Oscar, pero probablemente tampoco lo necesitó-, su cuerpo, el de Burton Leon Reynolds Jr. se apagó ayer en Jupiter (Florida) a los 82 años, de un paro cardíaco, ya que llevaba tiempo arrastrando problemas del corazón.
Reynolds, con o sin bigote, fue el macho entre los machos del cine de los setenta y ochenta. Películas como Los caraduras, Rompehuesos, Los Traficantes o Un caradura simpático no se entienden sin la chulería de un actor que siempre supo de sí mismo y que a la vez era famoso por montar broncas en los rodajes (Paul Thomas Anderson y él acabaron por no hablarse tras Boogie Nights). También sufrió en sus propias carnes el cambio de sensibilidades en el devenir de los tiempos y a finales de los ochenta desapareció del cine. Tampoco tomó decisiones acertadas, como rechazar La jungla de cristal. Y solo Boogie Nights y Striptease le devolvió la fama a finales de los noventa. Durante años lamentó que poca gente apreciara su cambio de tercio en Deliverance - Defensa (1972), de John Boorman, hoy filme de culto. El mal resultado de aquella película le abocó a las comedias. Fueron un éxito, desde luego, pero se perdió un posible actor de enjundia. Ni siquiera logró una nominación al Oscar que sí alcanzó 25 años después con Boogie Nights.
Reynolds llegó al cine de forma peculiar, en un movimiento del que hoy se sentirían herederos los youtubers. A los productores de Hollywood les llamaba la atención que un actor de televisión, que podría haber sido jugador profesional de fútbol americano hasta que se lesionó una rodilla en la Universidad y otra en un accidente de coche, apareciera en tantos programas de televisión y con tanto éxito. Nacido en 1936 en Lansing (Michigan), a inicios de los cincuenta debutó en el teatro en Nueva York y Joanne Woodward le ayudó a encontrar un agente. Sin embargo, su carrera no despegaba y trabajó de lavaplatos, como conductor de camiones, de camarero… hasta que encontró acomodo en la televisión. Y ahí demostró que tenía algo: caradura, guapo, tipo sobrado que sabía reírse de sí mismo, todo ello le hacía popular a ojos de los presentadores de programas televisivos de entrevistas, hasta el punto de que uno de sus mejores amigos fue Johnny Carson. Con casi cuarenta años, y tras haberle rechazado tres lustros antes, Hollywood le abrió sus puertas para Deliverance.
Tras convertirse en uno de los actores más apreciados del público con comedias como las antes mencionadas o Los locos del Cannonball; Hooper, el increíble, Por fin, el gran amor, los ochenta le devolvieron a la televisión. Otros como Jack Nicholson sacaron partido a personajes que rechazó, como el de La fuerza del cariño (1983). También con el tiempo consideró que uno de sus mayores errores vitales fue no casarse con Sally Field, con la que salió entre 1977 y 1982. Field acabó dejándole y Reynolds se emparejó en 1988 con otra actriz, Loni Anderson, con la que vivió un sonoro divorcio en 1993.
En la última década ha seguido trabajando y aún no se ha confirmado si pudo completar su colaboración con Tarantino en Once Upon a Time in Hollywood, en la que encarna al ranchero George Spahn, que alquilaba sus terrenos para rodajes. En una película que bebe del viejo Hollywood, ambientada en Los Ángeles en 1969, su aparición sería mítico guiño final a una larga carrera. (Fuente: El País).


 

jueves, 6 de septiembre de 2018

Música y Cine (La cara oculta)


Así han acabado estos 5 artistas que arrasaron con una única canción. 
 

- The Knack, 'My Sharona' (1979)

Historia de su éxito. Todos los aspirantes quieren ganar cuanto antes, sin tener en cuenta que eso puede ser letalmente nocivo. The Knack lo saben bien, pues arrasaron en 1979 con My Sharona, primer single de un debut en el que muchos veían a los sucesores de los Beatles. Nada más y nada menos. La canción lideró la lista estadounidense de ventas durante seis semanas y se convirtió en un clásico atemporal.
Qué pasó con el grupo. La discográfica de The Knack, Capitol Records, se vino muy arriba y, aprovechando el aparentemente infinito tirón, publicó en 1980 y 1981 el segundo y el tercer álbum del grupo, llegando al puesto de ventas 15 y al 93 en Estados Unidos, respectivamente, en un clima de clara desesperación por mantener la fama. Sin embargo, público y crítica no estaban por la labor y la banda se separó en 1982. Desde entonces han vuelto en varias ocasiones e incluso publicaron un álbum en 2001, pero el peso de My Sharona siempre fue y será demasiado. El batería original, Bruce Gary falleció en el 2006 y el cantante Doug Fieger murió en 2010.

- 4 Non Blondes, 'What's up?' (1993)

Historia de su éxito. En pleno estallido grunge, en 1992 y desde San Francisco se presentaba una banda de corte clásico en la mejor tradición psicodélica de la ciudad. Su único álbum, Bigger, better, faster, more!, presagiaba una larga y ascendente trayectoria. Pero para la posteridad quedó como único legado ese estribillo que es más bien un grito de guerra y que se pregunta constantemente: What's going on? (Qué está pasando).
Qué pasó con el grupo.. What's up? llegó al puesto 14 en la lista de los más vendidos en Estados Unidos y sonó profusamente en todo el mundo acompañado por un vídeo que daba a conocer a esa especie de Janis Joplin que tanto prometía, Linda Perry, la líder del grupo. Pero la banda se acabó y Perry mutó en una de las compositoras de éxitos pop más respetadas de los últimos lustros, con producciones con Pink, Christina Aguilera (suyo es su exitoso Beautiful), Gwen Stefani, Courtney Love, Miley Cyrus, Adele, Weezer..


- The Buggles, 'Video killed the radio star' (1979)

Historia de su éxito. El 1 de agosto de 1981 la cadena MTV comenzaba su trayectoria emitiendo el vídeo de Video killed the radio star. Sin duda, toda una declaración de intenciones del canal televisivo que, de paso, reafirmó la condición de clásico contemporáneo de este primer single del grupo británico The Buggles. La canción sonó hasta la saciedad desde su publicación en 1979 hasta la disolución de la banda, en 1982. Y así hasta nuestros días, como testimonio de una época en la que convivían el tecno, el post punk y la incipiente nueva ola.

Qué pasó con el grupo. Mientras disfrutaban del frescor del reconocimiento popular, los líderes del grupo, Trevorn Horn y Geoff Downes, comenzaron a trabajar en su segundo álbum en un estudio contiguo al de Yes. No es un detalle menor, pues ambos terminaron en el famoso grupo de rock sinfónico durante 1980 y 1981. Para cuando esta fase fugaz terminó, la pareja planeó grabar un segundo álbum como The Buggles, pero Downes pasó a formar parte de Asia, otro tótem del género, dejando a Horn colgado y en solitario para facturar en 1982 un disco que no tuvo repercusión alguna y marcó el fin inevitable. La parte buena es que así Trevor Horn pudo dedicarse a su carrera como productor (ha trabajado con, entre otros, Paul McCartney, Tom Jones, Cher o Pet Shop Boys) que era lo que en realidad deseaba y con la que se ha labrado una gran reputación.

- Nena, '99 Luftballoons' (1983)

Historia de su éxito. Nena era el apodo de la alemana Gabriele Susanne Kerner, que de paso daba nombre a la banda que lideraba y que a principios de los ochenta luchaba por labrarse un porvenir. En 1983 llegó su primer disco, también llamado Nena y con letras en alemán. El triunfo de 99 Luftballoons en Alemania animó a la discográfica a grabar una versión en inglés que, efectivamente, amplió la fama del grupo. Tanto fue así que en Reino Unido fue número 1 la versión inglesa con la alemana en el 2, mientras que en Estados Unidos tuvieron que conformarse con la segunda posición de la relectura en inglés en 1984 solo por detrás de Jum, de Van Halen. 
Qué pasó con el grupo. Aunque la banda consiguió mantener una fama razonable en Alemania y algunos países limítrofes, su vida finalizó en 1987, con Gabriele siguiendo en solitario, aún llamándose igual, Nena. Desde entonces se mantiene en activo, publicando discos y dando un buen número de conciertos, principalmente en su país natal, Alemania. Lejos de los circuitos más comerciales, pero aún disfrutando de la música y recordando aquel 84 en el que 99 Luftballoons fue una de las canciones más cantadas y bailadas del planeta.

- Boomtown Rats, 'I don't like mondays' (1979)

Historia de su éxito. En 1975 nació en Irlanda este sexteto nuevaolero que, tras mudarse al Londres del punk consiguió buena aceptación con algunos temas, escalando en las listas hasta alcanzar un número 1 con el sencillo Rat Trap. Fue en 1979, con su tercer disco, cuando pusieron sobre la mesa I don't like mondays, punto de inflexión y éxito en medio mundo salvo en Estados Unidos, debido a que hablaba sobre un tiroteo en una escuela californiana, lo cual derivó en un boicot en las emisoras de aquel país. La controversia, en cualquier caso, ayudó a su notoriedad.
Qué pasó con ellos. The Boomtown Rats aún siguieron siete años, con su líder Bob Geldof ya convertido en una celebridad gracias a la música, a su papel en la película The Wall, de Pink Floyd en 1982, y a la organización en 1985 del célebre macroconcierto por África Live Aid. Demasiada dispersión, con el grupo sumido en cierta inercia hacia la nada hasta el fin en 1986. Aunque nunca dejó la música, Geldof se centró en su faceta solidaria. En 2013 la banda volvió a reunirse y siguen dando conciertos en la actualidad, aunque sin material nuevo. Y sí, con Sir Bob al frente.